Entradas

Mostrando entradas de agosto, 2007
Esta mañana desperté con un mensaje, de los mejores que he recibido. ERES GENIAL.Y me sigues sorprendiendo...

Maktub

Imagen
Hoy como de costumbre la felicidad termina por causarme miedo... pero también emoción.
Una mezcla de adrenalina, armonía y libertad que navega por mis venas me basta para sentir que no quepo en mi propio cuerpo. Sublimees la palabra. Demasiada ternura para la mujer que pensó no volver a ese camino: el de los riesgos. Qué extraña sensación... Soy una niña. Esta vez, quiero serlo. Aunque mañana quizá cambie de opinión; de todos modos no olvido que son las decisiones quienes rigen esto y no las emociones. Las dos van en mi barco y quiero cargar con ellas, porque son las que sostienen mi timón. Estoy agradecida con la vida y no me puedo permitir no expresarlo. Creo que evitarlo no podría, pues los ojos no mienten... esta vez el espejo me lo dijo... y supongo que se burló de mi; después de tantas veces de discutir frente a él y terminar hablándole patéticamente de lo que debo y no debo hacer, ahora tengo la impresión de que se rió al sentir mi silencio. Qué ironía... lo percibo todo perfec…

Feliz cumple ma!

No estoy contigo, pero sabes que desde aquí te envío un abrazote... Tengo tanto qué agradecerte que mis palabras se quedan cortas. Sólo puedo decirte que me siento orgullosa de ser tu hija. Gracias por todo, absolutamente. Por tus consejos, tus regaños, tus silencios... todo. Te amo y siempre estaré agradecida por la manera en que me educaste. Si tengo estas alas, son por que tú me ayudaste a volar, porque tú me enseñaste cómo hacerlo. Nunca me cansaré de decírtelo. Gracias ma. Feliz Cumpleaños. Dios te bendiga siempre. Y deseo con toda el alma que te regale mucho tiempo más con nosotros. TE QUIERO MUCHO!!!

Telarañas mentales

Necesito abrazar fuertemente mis sueños para no dejarlos ir como tantas otras veces. Porque justo cuando siento que estoy haciendo bien las cosas, de pronto algo sucede, no sé qué... pero es como si caminara en una cuerda floja. Reconozco lo voluble que he sido estos últimos días. Pero adjudicarle la culpa a mi periodo menstrual es una razón que suena tan trillada como la democracia de mi país. De pronto sonrío, y al instante ya estoy llorando. A veces el miedo me hace temblar y me paraliza. Y luego, me sorprendes porque me das respuestas antes de pedírtelas. Porque me conoces perfectamente que usas el tiempo exacto para hacerlo. "Gracias pa". Compartiré la torpeza de mi error a quienes leen esto: me adelanto a lo que sigue y no disfruto lo que está.Ese es el punto, y me lo acabas de demostrar. Reírme de mi misma sigue siendo una costumbre a la que le soy fiel. Me falta tanto por aprender, que la mayoría de las veces me desespero. Necesito paciencia, mucha. Pero lo que más ne…

Ascooo!

Me limitaré a decir que aborresco los momentos en que la iglesia demuestra su falta de tacto, su corrupción y despotismo. Qué ganas de vomitar al percibirlo... y de nuevo quedo muda. Hasta cuándo?!!! Dios! Perdónalos, porque saben lo que hacen y aún así, lo hacen! Qué patética escena la de hoy.

Un ciclo más

Se acerca mi día. Lunes 06 de Agosto, vuelo: Tijuana-Aguascalientes.
Otra vez, despedidas nostálgicas que terminan por remover sentimientos. Soy una cursi, lo reconozco. Aunque debo confesar que ya no tanto como antes. Me faltará una despedida... que por razones desconocidas no podré realizar.
En mi maleta cabrán un puño de propósitos y un tanto de miedos. Pero he decidido que los miedos los lanzaré desde la ventanilla del avión.
Un ciclo más. Nuevos planes, nuevas metas, pero la misma fe.
Imagen
La luna de hoy vino a recordarme el misterio de tu ausencia. Esa es la palabra, un misterio hasta el momento.
Cómo te explico, que la incertidumbre terminó por consumir la fortaleza que pensé imposible por disputar.
Ya no quiero tus razones, ni tus palabras, ni tus promesas. Ya no las quiero, aunque las desee. No quiero tus ojos amielados, ni tu barba raspándome las mejillas, ni tus gestos al hablar, ni tu personalidad seria y responsable. Nada de eso ya.
No pretendo indagar tus motivos. Me siento cansada de tomar ese papel. El de la analítica, la intuitiva, quien termina percibiendo aquello que no ve y que es.
Mis cambios no han sido en vano, al menos eso quiero creer. Pero cómo te explico, que mi esencia permanece, y al dolor no soy inmune.
Cómo te explico que esto de entenderte no es fácil... pero para qué te quiero entender, si ni yo lo hago conmigo.
Si pudiera dejar un pedazo de este sentimiento en el cesto de la basura, lo haría. Sin embargo permitiré que se desvanezca interiormente,…

Vete!

Una tos endemoniada me ataca... lárgateee!