Me encanta esta fotografía. Y si, me recuerda a alguien. Gracias. Por tus fotos, tu música y esas conversaciones nocturnas para mí, matutinas para ti... donde platicamos de todo y de nada. Por qué no lo hicimos antes? GNM.

Comentarios

Entradas populares de este blog

Réquiem por una ciudad tranquila

Qué fragiles somos los seres humanos